miércoles, 10 de diciembre de 2014

Perredista obligado a marchar asegura que lo hizo para “frenar la violencia”

El exdirigente del PRD en Guerrero aseguró que prefirieron la humillación de una marcha, que el aumento de la violencia en Guerrero.

Carlos Reyes, exdirigente del Partido de la Revolución Democrática (PRD) en Guerrero, dijo este miércoles 10 de diciembre que prefirió la humillación de marchar con un letrero, a que la violencia continúe en ascenso.

Tras ser obligado a marchar con un letrero que decía “Somos ratas del PRD”, Reyes le dijo a Ciro Gómez Leyva de Grupo Fórmula que un principio los hicieron marchar para exigir la renuncia del presidente Enrique Peña Nieto; después “cambiaron (el cartel) por otro que decía: Somos ratas del PRD”.

El exdirigente perredista precisó que la marcha duró alrededor de dos horas y aseguró que “no somos ratas. Sé que no es así, ni somos represores ni somos responsables, los que ahí marchamos, de la violencia que se vive en el país”.

Reyes señaló que “nosotros, como partido, no queremos abonar más a la violencia, a que haya lesionados o que se pueda dar algún tipo de enfrentamiento (…). Es una humillación, sin embargo, es mejor a que haya un pérdida de vida más”.

Carlos Reyes lamentó la falta de autoridad y que no se haya hecho lo posible para atender los problemas de Guerrero; e hizo un llamado a que no le vuelven a pedir que marche, “sobre todo en una situación tan desagradable, tan ofensiva“.


El político guerrerense aseguró que le daba satisfacción que no hubiese lesionados o golpes y exigió justicia como “todos los ciudadanos que queremos vivir en paz”, finalizó.

FUENTE: ANIMAL POLÍTICO.
AUTOR: REDACCIÓN.