viernes, 27 de junio de 2014

Federales bajo ataque

FUENTE: REPORTE INDIGO.
AUTOR: ROBERTA CARRILLO.

En una emboscada  entre San Fernando y Reynosa que tendió el crimen organizado a miembros de seguridad federal, murieron dos oficiales asignados a la zona tamaulipeca. No hay descanso y la violencia escala.

Ayer, Reynosa tuvo otra jornada violenta. 

Dos agentes de la Policía Federal de Caminos murieron en una emboscada que tendieron miembros del crimen organizado en el kilómetro 50 de la carretera de San Fernando a Reynosa. 

Hasta el cierre de esta edición las autoridades confirmaron esos dos decesos como consecuencia de la balacera en el ejido Periquitos, y trascendió que uno de ellos,  Vicente Delgado Acevedo, era inspector de la Policía Federal Preventiva. 

En las redes se hablaba de un mayor número de federales o miembros de la Sedena y la Marina, caídos.

También en las redes circuló un supuesto comunicado del Cártel del Golfo que atribuía la responsabilidad al grupo de Los Cortés, una cédula del mismo cártel (comunicado completo en estas mismas páginas).   



Según fuentes de Reynosa, los policías almorzaban al ser emboscados por un convoy de al menos 10 camionetas en la recta de 150 kilómetros de Reynosa a San Fernando. 

Como ha advertido Reporte Indigo en varios reportajes sobre el estado fronterizo, la violencia derivada de la lucha entre los capos y la policía está escalando hasta llegar a agredir a autoridades norteamericanas en el puente Anzalduas. 

Algunos luchan por pasar drogas, otros por internar ilegalmente a los migrantes, pero el estado norteño no ha tenido paz en todo el año.  

Los reacomodos de los mandos en los cárteles del narcotráfico han convertido a la violencia como parte del paisaje. Los balazos y los muertos se apilan sin aparecer en los reportes oficiales, ni alcanzar sepultura.  

Han muerto soldados, civiles, delincuentes y hasta niños en la ola de violencia que parece estar haciendo de Tamaulipas un nuevo Michoacán, sumergido en la anarquía y los enfrentamientos entre autoridades y criminales. 

Incluso muchas de las carreteras que unen Nuevo León con Tamaulipas se han vuelto intransitables por la inseguridad. 

Por ahí circulan libremente desde secuestradores, asaltantes, y matones para quienes la vida vale 50 mil pesos. 

Secuestros sin final feliz, como el sucedido el pasado fin de semana con dos empresarios, uno de Tamaulipas, constructor, y otro  de Monterrey que viajaba con el objetivo del secuestro. 

Y ayer Reynosa amaneció, otra vez, pintada de rojo con el oficial caído y más de seis heridos. 

Los tres más graves fueron trasladados a Monterrey, a la clínica Oca ya que, según algunas versiones, hospitales en Reynosa habrían negado la atención de los heridos por temor de represalias del crimen organizado.

Uno de ellos murió, sin que trascendiera hasta ayer su nombre. 

Comunicado ‘oficial’ del CDG

Este mensaje apareció ayer en redes sociales y significa el deslinde del Cártel del Golfo de la emboscada contra policías federales en la carretera San Fernando Reynosa. Reproducimos el texto integro.

Tamaulipas,-Narcoviolencia- En el CDG bajo el mando de GAFE negamos cualquier participación en los homicidios de Federales ocurridos hoy en el “Ejido periquitos” y acusamos como responsable de estos hechos a gente del Comandante Cortez que después de los reacomodos recientes se hizo cargo allí y nos deslindamos también de todos los secuestros y Homicidios de gente inocente, entre ellos comerciantes honestos y gente trabajadora cometidos por Los Cortez a quien ya no aguantamos de plano por su prepotencia y además querernos imponer “Guardia sobre nuestras Guardias” para luego apoderarse de la Plaza y seguir “Levantando y Secuestrando” a cuanto comerciante se le antoje, imponiendo cuotas desde un “modesto Carretonero hasta un sencillo trabajador de Maquiladora” y es que estos “Cortez” con esta ya son dos veces que aparecen como los responsables de la Violencia generada primero a los Ciudadanos de Reynosa y los alrededores y ahora matando Federales por segunda ocasión.

El primer reporte fue de una emboscada a las 9:50 horas, con policías federales heridos y unidades baleadas. 

Alrededor de las 11:00 horas llegaron a Monterrey los elementos de seguridad heridos.  

Se internaron en la clínica privada Oca, en donde se apostaron  soldados de la Séptima Zona Militar para resguardar la paz en la calle Pino Suárez, frente a la sede del PRI estatal.

Informan que hay un agente federal caído. La víctima es Vicente Delgado Acevedo y los heridos que por su gravedad fueron trasladados a Monterrey, son Gabriel Tabatos, de Aguascalientes; Miguel Pérez Carrasco y el oficial Enrique Hernández Estrada. Uno de ellos murió horas después. 

Pasaron casi 3 horas con la carretera cerrada por resguardos federales. 

A las 13:05 horas se apertura la circulación. Los helicópteros de la Marina Armada vuelan bajo buscando sicarios escondidos. 

La presencia de las tropas federales va peinando las zonas por tierra, abriendo brechas y tratando de atrapar a quienes enfrentaron a las fuerzas federales.  

Apenas un día antes se reportó otra balacera cercana al puente Anzalduas. 

Este reporte llegó desde las autoridades norteamericanas, de este lado, el mexicano, no se da aún versión oficial. 

Las autoridades estadounidenses apostadas en el puente internacional que conecta Tamaulipas con Texas, reportaron que estaban recibiendo balazos desde la población fronteriza. 


Al parecer, según fuentes periodísticas, el ataque fue una táctica para hostigar a los elementos de seguridad de la frontera a fin de  incrementar su presencia en el área. Los balazos no tenían intención de matar, aclaran.

Es la segunda vez en dos semanas que elementos estadounidenses son agredidos por balas que vienen de Anzalduas, lugar que se ha vuelto la zona cero de la lucha de los migrantes y sus polleros contra los elementos que tratan de evitar la pasada de quienes serían más ilegales internados en Estados Unidos. 

Conteo de un mes, violencia casi a diario 

> Viernes 25 de abril
En Ciudad Victoria se registra un enfrentamiento que deja a dos ciudadanos muertos y siete más heridos por impactos de bala, entre ellos un menor de edad.

> Martes 29 de abril
Al mediodía, un enfrentamiento en Reynosa entre federales y maleantes deja a 14 muertos, entre ellos10 civiles armados, 2 federales, 2 civiles inocentes. En la noche, la violencia entre civiles armados y elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional, dio muerte a dos probables delincuentes.

> Miércoles 30 de abril
El Grupo de Coordinación Tamaulipas anunció que en Reynosa resultó muerto un probable delincuente tras un enfrentamiento con elementos de la Secretaría de Defensa Nacional.

> Jueves 1 de mayo
A pesar de las 72 muertes contabilizadas en los últimos 30 días, el vocero del gobierno de Tamaulipas, Guillermo Martínez, afirma que en todo el estado “estamos en paz, en calma”.

> Viernes 2 de mayo
Enfrentamientos entre grupos delictivos en el municipio de Miguel Alemán deja tres muertos.

> Lunes 5 de mayo
En un enfrentamiento entre fuerzas del Estado y maleantes en Ciudad Victoria, 5 personas pierden la vida, entre ellos el director de Investigaciones de la Secretaría de Seguridad Pública de Tamaulipas, Salvador de Haro Muñoz. Mientras tanto en Reynosa, un enfrentamiento entre civiles y policías dejó a 4 maleantes muertos, y en matamoros un enfrentamiento más de delincuentes contra elementos de la Marina dejó a un civil armado sin vida. En total 10 personas fueron asesinadas.

> Viernes 9 de mayo
La jornada deja a un elemento de las Fuerzas Armadas y 5 civiles armados muertos en Reynosa, (entre ellos presuntamente Galindo Mellado Cruz, alias “El Mellado” o el “Z-9”), Tres maleantes también pierden la vida en enfrentamientos en Tampico.

> Sábado 10 de mayo
En Ciudad Madero se registrara el asesinato de una persona baleada mientras manejaba su pick-up.

> Lunes 12 de mayo

Rescatando a tres personas que se encontraban privadas de su libertad, personal de la Secretaría de la Defensa Nacional mató a tres secuestradores que abrieron fuego contra ellos en Matamoros.