jueves, 28 de noviembre de 2013

Rudeza ¿necesaria?

FUENTE: REPORTE INDIGO (STAFF).

La reforma financiera que aprobó en lo general y particular el Senado permitirá a los bancos cobrar, con mayor rudeza, las garantías de préstamos incobrables.

La reforma -que será promulgada para ser Ley por el presidente Enrique Peña Nieto en los próximos días- le permitirá a los bancos exigir el pago de los créditos bajo condiciones más “agresivas”.

Esta reforma también establece la creación de un buró de entidades financieras con información sobre las prácticas de cada una de ellas y un Sistema Arbitral en Materia Financiera, como un procedimiento de solución de controversias entre las instituciones y sus usuarios.

¿De qué trata?

1 Facilitará a los bancos cobrar las garantías de préstamos incobrables.

2 Podrán retener bienes de un prestatario y también se podrá solicitar que los deudores no se ausenten del lugar donde se realiza el juicio en su contra.

3 Si el banco gana el juicio y el usuario de crédito se niega a pagar, podría ser consignado a estar tras las rejas.

4 Durante la demanda, aún cuando el juez o el actuario no lo ordenen, el banco puede pedir al usuario que muestre los bienes con los que cuenta para garantizar el pago del crédito.

5 Los clientes podrán transferir sus créditos al consumo a otra entidad financiera, o sus operaciones bancarias a otro banco.

6 El Banco de México se encargará de regular las comisiones que cobran los bancos y las tasas de interés que rigen los créditos.

Las voces en el Senado

Elsenador priísta Humberto Mayans Canabal consideró que con esta reforma México alcanzará el potencial de desarrollo que requiere, ya que fomenta el flujo de créditos.

La senadora del PAN, Pilar Ortega Martínez, dijo que la reforma contribuye en la consolidación del sistema financiero a través de la regulación de un marco jurídico.

El perredista Luis Sánchez aseguró que el arraigo que plantea la minuta es suficiente para votar en contra, porque “los deudores de la banca se van a enfrentar a la presión, amenaza y chantaje” de los despachos de cobranza.

Carlos Alberto Puente Salas, del Partido Verde, expresó que se trata de “uno de los proyectos legislativos más ambiciosos de los últimos años”, pues sentará un pilar más para dar viabilidad al país.

El senador petista David Monreal Ávila aseguró que la única finalidad de esta reforma es fortalecer a los banqueros “a costa de los ahorros de los mexicanos”.

La senadora Mónica Arriola Gordillo, de Nueva Alianza, mencionó que esta reforma abre la posibilidad de contar con un “crédito de calidad a bajos costos y en un mercado de certidumbre para todos”.