jueves, 26 de septiembre de 2013

Crean maestros consejo de seguridad para defenderse ante posible desalojo violento

FUENTE: LA JORNADA (VERACRUZ).
AUTOR: NORMA TRUJILLO BÁEZ.

Ante los esquiroles contratados por el dirigente sindical de la Sección 32 del Sindicato Nacional de Trabajadores (SNTE), Juan Nicolás Callejas Roldán, para golpear a los maestros que han tomado la sede sindical, el Movimiento Popular Magisterial de Veracruz creó su consejo de Seguridad, para proteger a los profesores ante cualquier tipo de agresión que se pudiera dar con el grupo de choque, porque ayer “se pudo parar a 42 autobuses, pero existe una orden de venirlos a desalojar, afirmó Omar Hernández Dolores, integrante del Consejo Directivo Estatal del Movimiento Magisterial Popular Veracruzano, quien dijo que 30 por ciento de las escuelas ya abrieron pero las volverán a cerrar.

En entrevista, después que tuvieron su sesión, el maestro sostuvo que el acuerdo que tomaron durante la reunión que sostuvo el Consejo Directivo fue el de la seguridad, ya que hay una preocupación porque los Callejas han contratado esquiroles para que golpeen a los maestros que se encuentran en la sede de la sección 32.

En las inmediaciones de las oficinas sindicales había alrededor de mil maestros, los cuales permanecerán por tiempo indefinido, sostuvo Hernández Dolores, y expuso que “el grupo político” del SNTE son maestros que son beneficiados con plazas y regalías por parte del sindicato, por eso hoy se convierten en aliados de Callejas Roldán”.

El entrevistado precisó que a los profesores que luchan por la reforma educativa deben recordar que es una lucha magisterial, que es la defensa de la educación pública y gratuita, la calidad de la educación, así es que no se debe tener temor, porque el grupo de choque es menor.

Y si bien dijo que se ha iniciado la democratización sindical, sostuvo que el fin último y principal es la abrogación de los artículos 3° y 73 de la Constitución, así como sus leyes reglamentarias, por lo que pidió a los maestros que no se dejen amedrentar, que no regresen a clases porque si lo empiezan a hacer el gobierno federal se saldrá con la suya.

Así, dijo que actualmente se tiene contemplado que 30 por ciento de las escuelas en el estado ya abrieron, pero se van a volver a cerrar, “de una manera ordenada, se llevará información a los padres sobre qué es lo que está peleando el magisterio para que por propia voluntad cierren las escuelas”.