martes, 23 de abril de 2013

Deben jueces conocer acuerdos internacionales sobre DH para mejorar sentencias: Silva Meza

FUENTE: LA JORNADA.
AUTOR: JESÚS ARANDA.

El ministro presidente de la Suprema Corte recibió en sus oficinas al relator especial de las Naciones Unidas sobre Ejecuciones Extrajudiciales, Sumarias o Arbitrarias, Christof Heyns.

México, DF. Para el Poder Judicial de la Federación (PJF) es una prioridad “allegarse toda la información” relativa a la protección a los derechos humanos contenida en tratados y acuerdos internacionales” para que los jueces mexicanos “elaboren mejores sentencias”.

Sostuvo lo anterior el ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Juan N. Silva Meza, al recibir en sus oficinas al relator especial de las Naciones Unidas sobre Ejecuciones Extrajudiciales, Sumarias o Arbitrarias, Christof Heyns, a quien le dijo que el máximo tribunal está interesada en estrechar lazos con organismos defensores de derechos humanos nacionales y extranjeros.

Silva Meza aprovechó la oportunidad para expresar su total apoyo al trabajo que realizan organismos como el que encabeza el señor Heyns.

El ministro presidente sostuvo que una de las prioridades del máximo tribunal es precisamente el tema de los derechos humanos, por lo que seguirá desarrollando principios jurídicos consistentes con los instrumentos internacionales en la materia.

Al respecto, Silva Meza le comentó al funcionario de Naciones Unidas los alcances de las recientes reformas constitucionales en materia de derechos humanos, penal y derechos amparos, las cuales, afirmó, “son fundamentales para ampliar la protección de los derechos humanos en nuestro país”.

En el encuentro estuvieron también presentes los presidentes de la primera y segunda salas de la SCJN, Jorge Pardo Rebolledo y Sergio Valls Hernández, respectivamente.

En tanto, la delegación de Naciones Unidas estuvo integrada por Alan García, coordinador de la Unidad Jurídica y de Análisis de la Oficina en México del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, y Vanessa Asensio Pérez, oficial de los Derechos Humanos de la Oficina de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos con sede en Ginebra, Suiza.