miércoles, 6 de marzo de 2013

Andrés Granier ¿en la mira?

FUENTE: REPORTE INDIGO.
AUTOR: PENILEY RAMÍREZ.

Después del arresto de Elba Esther Gordillo las apuestas se enfocan al exgobernador priista. El mandatario de Tabasco, Arturo Núñez, lo acusa de un desfalco por 2 mil millones de pesos. Le encuentran departamento en Miami y hotel en Cancún.

Las apuestas por el próximo “intocable” que caería en la presidencia de Enrique Peña Nieto, se enfilan hacia el exgobernador priista de Tabasco, Andrés Granier Melo.

Su lápida ha sido construida desde el periodo de transición por el actual mandatario de ese Estado, el perredista Arturo Núñez. El PRI ha guardado silencio.

Un día antes de dejar el mando de Tabasco, Andrés Granier se comprometió a “agotar los recursos a su disposición para cubrir las deudas existentes”.

Pero eso era imposible. “Ni modo que no se diera cuenta, que no supiera. Los recursos no llegaban a la educación, a la salud. No era cuestión de contabilidad. Esto era un programa premeditado, deliberado», dijo ayer Núñez en entrevista con Televisa.

Las denuncias contra Granier comenzaron con su hijo Fabián Granier Calles, a quien se acusó de despachar como gobernador de facto y ordenar obras públicas.

Llegaron después hasta su fortuna personal. En octubre se publicó que había comprado el hotel “El Pueblito” en la zona hotelera de Cancún, terrenos en la Riviera Maya y además una clínica en Mérida.

El diario El Universal documentó la adquisición de un departamento en Miami, Florida, por 225 mil dólares en mayo de 2011.

Antes, la revista Proceso había publicado que, durante 2010, el gobernador y su familia gastaron más de 17 millones de pesos en la renta de 19 camionetas blindadas a las empresas Automóviles Monterrey, S.A. de C.V. y Chevrolet del Caribe S.A. de C.V.

En enero se agregó al escándalo los gastos de la residencia oficial del gobierno de Tabasco, la Quinta Grijalva. La Asociación Ecológica Santo Tomás denunció que el gobierno gastó sólo en esa residencia un promedio de un millón de pesos mensuales para emplear a 160 personas.

Desfalco y deuda

A finales de enero, se anunció que la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) había congelado una cuenta de Mariana Granier Calles, otra hija del exgobernador.

Proceso documentó que, derivado del expediente 168/2013 que llevaba un juzgado de Villahermosa, se congelaron las cuentas.

En la última semana de febrero Núñez anunció que habían detectado un desfalco de mil 918 millones de pesos de recursos para salud, educación, justicia y seguridad pública, que provenían de las cuentas de la federación.

El mandatario anunció que había detectado un monto total de deuda estatal de 17 mil 737 millones de pesos.

Supera en 10 mil millones lo que había reportado Granier al final de su gobierno.

Las irregularidades incluyeron el robo de documentos oficiales de autorizaciones para obra pública por mil 300 millones de pesos.

Sin inculparlo directamente, Núñez dejó en claro que también se está investigando a Granier, al menos por omisión, ya que dijo que estas irregularidades tuvieron que ser conocidas por él debido a su “magnitud y temporalidad”.

Luego la contralora estatal, Patricia Jiménez, anunció que se había iniciado un proceso legal contra Granier y varios de sus excolaboradores, cuyos nombres no han sido confirmados por la autoridad, por desvío de los recursos.

Las anomalías derivadas de la “crisis total” que sufrió el Estado durante este gobierno, dijo la contralora, llevaron a irregularidades por más de 23 mil millones de pesos.

El mes terminó con una investigación del diario El Universal que reveló que la familia del exmandatario había contratado deuda pública para beneficio personal.

En entrevista con ese diario, el procurador de Núñez, Fernando Valenzuela, dijo que están realizando investigaciones en colaboración con la procuraduría del Distrito Federal, con la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, la secretaría de Hacienda y la PGR.

La administración de Núñez detectó un desfalco de 176 millones de pesos cobrados a las cuotas de los trabajadores estatales.

En pagos de cheques sin fondos a la Comisión Federal de Electricidad hubo otros 45 millones de pesos y encontraron pagos excesivos de outsourcing a través de un despacho en el Distrito Federal.

El lunes pasado en entrevista con medios locales, el actual gobernador dijo que las cuentas de Mariana Granier ya habían sido descongeladas ya que la mujer había obtenido un amparo. Confirmó que aún sigue en curso la investigación de PGR y Hacienda.

Núñez dijo que el nombre de Granier “no está incluido (en las investigaciones) necesariamente”.

Al día siguiente reviró que veía “muy posible” que se iniciara un proceso contra el exmandatario.

Agregó que los recursos federales que fueron desviados ahora son reclamados por la Tesorería de la Federación para cerrar el ejercicio fiscal 2012, y abrir el de este año; también que en este ejercicio existirá un déficit fiscal en Tabaco de, al menos. 6 mil millones de pesos.

“Tengo que andar arañando y viendo de dónde reduzco, si es que es posible”, dijo Núñez.

Al cierre de esta edición, ninguna autoridad estatal había confirmado si piensan pedir un rescate financiero al gobierno federal.

Genaro García Luna

El restaurantero


Genaro García Luna preparó su retiro. A nombre de su esposa, Linda Cristina Pereyra, abrió el restaurante Los Cedros, en Cuernavaca, y otro en la Ciudad de México.

Se construyó una residencia de 20 millones de pesos en el Fraccionamiento Jardines de la Montaña, además de otra de 7.5 millones de pesos adquirida en 2007.

Durante 2012 sorteó dos escándalos graves: el primero, una balacera en el Aeropuerto de la Ciudad de México, que mostró los nexos de sus policías con el narcotráfico.

El segundo lo llevó a disculparse ante Estados Unidos, tras el ataque contra dos agentes de inteligencia estadounidenses en Tres Marías.

Ello no impidió que continuara con sus planes para retirarse en ese país, que comenzaron en 2010, cuando su esposa abrió en Miami la empresa Restaurant & Beverage Operator Los Cedros, LLC.

Con un socio colombiano, puso el restaurante Oggi Caffe en la zona de North Miami Beach.

El local sigue en funcionamiento. Cristina aparece aún como administradora del negocio.

Las facturas y fracturas pendientes

Un grupo de personajes políticos podrían ser los siguientes en la mira. Algunos de ellos por evidentes signos de riqueza inexplicable y otros por oponerse a las reformas que se impulsan desde Los Pinos.

Manuel Bribiesca

Nada inocente


En diciembre pasado Manuel Bribiesca Sahagún llegó a un acuerdo con una corte de Texas para rebajar una sentencia condenatoria que le habían impuesto por fraude contra dos empresas gaseras.

Admitió su culpabilidad para reducir su pena, aunque meses antes la había negado en una carta dirigida a un medio de Guanajuato tras la noticia de su juicio, difundida por la revista Proceso.

Los señalamientos de corrupción hacia Manuel Bribiesca incluyen tráfico de influencias, enriquecimiento ilícito y corrupción desde hace dos décadas.

En la Corte de California se le había acusado de ser intermediario de las empresas Oceanografía y Arrendadora Ocean para obtener contratos con Pemex explotación y Producción, según publicó Proceso en 2012.

Actualmente, después de haber librado los problemas legales, aún vive con lujos y sus empresas siguen consiguiendo contratos.

Carlos Romero Deschamps

En el punto de mira


Tras Elba Esther Gordillo, el próximo candidato a seguir su camino, según todos los medios, es Carlos Romero Deschamps, senador del PRI, presidente del todopoderoso sindicato petrolero de Pemex, cuya trayectoria vital es coincidente con la de la Maestra.

Envuelto en numerosos escándalos, el último ha sido el Ferrari Enzo que le regaló a su hijo, José Romero Durán, valorado en 24 millones de pesos.

Ahora que tanto se habla del Quinazo en relación con Gordillo, hay que recordar que Romero Deschamps llegó a la dirección del sindicato petrolero para reemplazar a Joaquín Hernández Galicia, La Quina.

En 2000, estuvo involucrado en el caso Pemexgate, por el que se habrían desviado 500 millones de pesos a la campaña del entonces candidato presidencial priista Francisco Labastida. La justicia le exoneró, pero le acusó de fraude electoral.

Ahora, como ha contado Reporte Indigo, su cargo está en cuestión tras una votación para renovar el liderazgo que ganó Jorge Hernández Lira, de los petroleros independientes.

Tras un movimiento mafioso de Deschamps, convocando un congreso alternativo, la resolución está en manos de la justicia.

Roberto Gil

Casinos bajo la lupa


El Senador panista Roberto Gil está en la polémica desde que acabó la administración a cargo de su partido. En enero fue acusado por la abogada Talía Vázquez Alatorre de recibir 800 mil dólares para gestionar permisos para la instalación de casinos, con permisos que eran tramitados a través de una mafia en la Secretaría de Gobernación.
El legislador acusó a la abogada de ser ella la dueña de casinos pero nunca presentó pruebas. Por el contrario, fue ella la que dio a conocer documentos que involucraban al diputado Ricardo Villarreal, también del PAN, en la propiedad del supuesto centro de apuestas de Vázquez Alatorre.
Gil también fue denunciado por la dirigencia del Sindicato Mexicano de Electricistas de haber participado en una serie de irregularidades en el manejo de fondos de los jubilados y pensionados.

Ulises Ruiz

El más rico del Estado más pobre


El año 2006 fue emblemático para el exgobernador oaxaquense Ulises Ruiz. El 22 de mayo de ese año 70 mil maestros de la Sección 22 del SNTE convocaron una huelga indefinida, en demanda de un aumento salarial.

La Policía Federal Preventiva desalojó violentamentamente el plantón magisterial, dejando un saldo de 26 muertos. Además, más de un millón de alumnos se quedaron sin clases durante casi un semestre y decenas de establecimientos comerciales sin ventas por varios meses más.

El caso paró en la Suprema Corte de Justicia de la Nación. El jefe del Estado Mayor y el coordinador de Fuerzas Federales de Apoyo fueron señalados como responsables de los hechos. A Ulises no lo tocaron.

Las primeras auditorías que en 2011 se hicieron a la administración de Ruiz (que gobernó de 2004 a 2010) arrojaron un daño al erario por casi 4 mil millones de pesos. Tan solo en el último año de su gestión las irregularidades financieras superaron los mil millones de pesos.

Carlos Slim, Emilio Azcárraga y Salinas Pliego

Los opositores


Los jaloneos por la reforma del sector de las telecomunicaciones que se discute en el seno del Consejo Rector del Pacto por México tienen nombres y apellidos: Carlos Slim, Emilio Azcárraga y Ricardo Salinas Pliego.

La razón es que la iniciativa busca desmembrar a los tres principales operadores en Telefonía y Televisión para abrir la competencia y acabar con los monopolios. Slim controla el 80 por ciento del negocio telefónico, y Azcárraga, el 70 por ciento del rubro de la televisión. Salinas Pliego también posee varios canales en el sistema de televisión abierta que adquirió al gobierno en el salinato.

Para Slim, esto supone obligar al hombre más rico del mundo a desprenderse, al lo menos del 40 por ciento de sus activos, que se venderían a nuevos participantes.

En el caso de Azcárraga, cuando menos dos canales nacionales podrían desprenderse del grupo para que los adquirieran terceros interesados.

Víctor Félix Flores

Corrupción sobre vías


Víctor Félix Flores, dirigente de Sindicato de Trabajadores Ferrocarrileros de la República Mexicana (STFRM), supo enriquecerse bien en los 18 años que estuvo defendiendo a sus agremiados.

Hoy goza de una pension de 87 mil pesos mensuales, pero en su travesía acumuló muertes, fraudes, desvío de recursos y una cuantiosa fortuna que obtuvo no precisamente de su salario como secretario general.

Le acusan de desviar 13 mil millones de pesos del sindicato, lo que le permitió comprar un edificio de departamentos en la calle Edison número 165, en la Colonia San Rafael. En 1995 aceptó el desmantelamiento de Ferronales, la liquidación de 40 mil trabajadores y la venta del patrimonio del primer sindicato industrial del país.

Es señalado por un grupo de jubilados por mantener un numeroso grupo de matones a sueldo y ser cabeza de una mafia a la que se ha relacionado incluso con el asesinato de Praxedis Fraustro, dirigente nacional en 1993.

Patricia Flores

La vicepresidenta del fraude


Patricia Flores Elizondo, jefa de la oficina de la presidencia con Felipe Calderón, supo sacar raja de las redes de su tío: el excandidato a gobernador Rodolfo Elizondo.

Hizo del nepotismo una práctica común en Los Pinos y sobre su espalda pesa la polémica “ Estela de Luz”, donde se habría involucrado directamente en la asignación de los contratos a las empresas que participaron en la obra.

Se le atribuye grabar y divulgar conversaciones telefónicas privadas de gobernadores priístas, maquinando el fraude electoral. Aliada del encuestador Rafael Giménez y la coordinadora de Estrategia, Sofía Frech, promovió la precandidatura de Alonso Lujambio para ensombrecer las aspiraciones de Ernesto Cordero, Javier Lozano y Josefina Vázquez Mota.