martes, 12 de febrero de 2013

Peña Nieto les pone casa

FUENTE: REPORTE INDIGO.
AUTOR: PAULINA VILLEGAS.

El presidente presentó el nuevo Plan de Vivienda que prevé construir más de 500 mil casas y dar créditos y facilidades para la compra.


En una nación con doble personalidad, agraria y urbana, con un campo que ocupa el 75 por ciento del territorio y unas 70 millones de personas viviendo en 383 ciudades, se necesita un plan de desarrollo y vivienda, pero con un enfoque social.

Así lo dijo ayer el secretario de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedetu), Jorge Carlos Ramírez Marín, para quien el reto es transformar estas dos “dimensiones” en un solo México incluyente y justo.

¿Cómo lograrlo? Construyendo más, hasta 500 mil unidades, aumentando la inversión y dando créditos flexibles para los trabajadores del Estado, además de mejorar las viviendas ya existentes para hacerlas más habitables. Es, a grosso modo, el nuevo Plan Nacional de Vivienda anunciado ayer por el presidente Enrique Peña Nieto.

Coordinación

“El tren de la vivienda seguirá en marcha”, dijo el mandatario en Los Pinos, donde desgranó los detalles de este plan nacional de vivienda que girará en torno a cuatro estrategias. La primera, una mejor coordinación interinstitucional para que se logre una adecuación entre objetivos y fines.

Frente a constructores, diputados y presidentes de consejos nacionales de vivienda, Peña Nieto especificó que para ello la Sedetu coordinará todas las acciones y programas del plan nacional, así como de las dependencias de la Comisión Nacional de Vivienda, la Comisión de Regulación de Tierras y el Fideicomiso Fondo Nacional de Habitaciones Populares.

El segundo eje será alcanzar un desarrollo sostenible, por lo que se evitará la expansión de “manchas urbanas” y la proliferación de ciudades “desordenadas”. Por tanto, dijo, el crédito y los subsidios del gobierno se enfocarán hacia el crecimiento urbano ordenado.

Y en respuesta a la demanda de unos 9 millones de viviendas nuevas, Peña Nieto anunció una tercera estrategia. Este año se harán más de un millón de acciones de lotificación, construcción, ampliación y mejora, tanto en el campo como en ciudades.

En el cuarto punto, presentó el nuevo programa de seguridad social, enfocado a facilitar el crédito y la compra de nueva vivienda para policías federales y municipales, “que hagan bien su trabajo”, precisó.

Por último, arrancarán unas 320 mil iniciativas para la mejora de las viviendas ya existentes con el fin de que sean “más cómodas y cuenten con todos los servicios básicos”, por ejemplo, que tengan mínimo dos habitaciones para evitar el hacinamiento.

Más de 97 mil de estas propuestas se concentrarán en la ampliación y mejora en las zonas rurales, sobre todo en las áreas previstas en la Cruzada Nacional del Hambre.